Una mañana de agosto súper soleada, viajamos a Labardén, un pequeño pueblo de unos 1.000 habitantes ubicado a 300 km al sur de la Ciudad de Buenos Aires.

Ya teníamos algunas certezas sobre HUANACO: queríamos sumarnos a la cadena de valor textil artesanal, pero aún no teníamos claro qué lugar podríamos ocupar… cuál podría ser nuestro aporte…

Acompañados por Julia y Eugenia de INTA Maipú, fuimos a conocer a un grupo de artesanas hilanderas de este pueblo del que toman su nombre: Manos de Labardén.

Ese día conocimos a otra Julia, de oficio hilandera, quien nos recibió en el taller que ha instalado en su casa. Luego del almuerzo se sumaron Mónica, Luisa y Gladys. Todas ellas son parte del proyecto Manos del Salado, del cual hemos hablado en un post anterior.

Con mucha pasión, nos contaron sobre el proceso de hilado que llevan adelante, las herramientas que les ha proporcionado INTA, y la organización administrativa del proyecto. ¡Quedamos asombrados!

Trabajan la fibra natural en rueca o en huso. El resultado suele ser un hilo irregular, que le da un toque particular a los tejidos. Cada artesana deja su impronta en el trabajo que realiza, y esta irregularidad tiende a repetirse en toda su producción, logrando madejas homogéneas entre sí.

Suelen hilar colores naturales, sin tintes: natural, gris y chocolate. Los hilados pueden tener uno o dos cabos, y pueden realizarse con uno o más colores.

El color natural puede variar según el área de reproducción, alimentación y la condición propia del animal.

El chocolate proviene de ovejas negras. Después del lavado y peinado, las fibras adquieren este color tan particular.

El gris surge del procesamiento de fibras negras y naturales en lavado y peinado, lo que da como resultado un color gris homogéneo, súper vistoso.

Lo que más nos gusta de esta lana hilada a mano es la suavidad al tacto, el calorcito al tejerlas y la irregularidad del hilado a mano, lo que le da al tejido una distinción especial y única.

De Manos de Labardén y de otros grupos de la Provincia de Buenos Aires, provienen las madejas de nuestra línea OMBÚ Hilado a Mano, que puedes encontrar aquí en nuestra Tienda.

Gracias Julia por abrir las puertas de tu taller, y haber hecho posible tan cálido encuentro! Volveremos pronto!

Recomendados - Recommended

X